La Moraña

En el extremo sur de la cuenca sedimentaria del río Duero, lindando con las primeras estribaciones de la cara norte del Sistema Central, se expanden las suaves tierras que integran la comarca de la Moraña, dentro de la cual se encuentra El Oso.

Se trata de un área caracterizada por la presencia de pequeños pueblos que viven de la agricultura y ganadería, en cuyo paisaje predominan las llanuras cerealistas salpicadas de pequeños pinares y con riberas muy bien conservadas que favorecen la presencia de las especies que le han permitido obtener la declaración de ZEPA (Zona de Especial Protección para las Aves)

El nombre de El Oso proviene, según la leyenda, de un animal de granito denominado 'el oso'. Su lugar de origen es desconocido, pero hacia 1250 el verraco de El Oso aparece mencionado en el pueblo en la consignación de rentas del cardenal Gil Torres a la Iglesia y Obispado de Ávila.

Cuenta la leyenda que una manada de osos pasaba por las cercanías, cuando uno se desvió y acabó siendo abatido por los mozos del lugar. 
  Una costumbre que antaño practicaban en El Oso los jóvenes del pueblo que querían contraer matrimonio: en determinadas fiestas, los mozos y las mozas casaderos tenían que atravesar con su cuerpo el agujero rectangular que forma la tripa, las patas y la base de piedra del verraco; si lo conseguían, se consideraba un augurio favorable para las nupcias. 
 

La planta embotelladora, se encuentra en la localidad El Oso (Ávila), en el Km 17 de la carretera Sanchidrián a Salamanca. El acceso de la carretera a la planta está facilitado por un camino cementado de 150 m. Esta situación le permite fácil accesibilidad a toda la red viaria ya que se encuentra a:
- 17 Km de la Autovía Madrid – La Coruña
- 10 Km de la Autovía Ávila – Salamanca – Portugal